fbpx Saltar al contenido
Monouso Blog

Cómo servir helados correctamente

El helado es el postre favorito del verano y ahora es el momento perfecto para aprender a servir helados correctamente para sorprender a tus clientes en tu heladería o a tus invitados en casa. Ya sea helados tradicionales como el de turrón, o los sabores de helados más raros del mundo, con este post aprenderás cómo servirlos para que se queden perfectos en los envases para helados desechables.

Hoy en Monouso descubrimos la mejor técnica para servir helados con sacabolas de helado. Conseguirás una bola de helado perfecta para sorprender a propios y extraños, y además podrás añadir un toque de diseño con los complementos y adornos para helados. Este verano, toca triunfar 😉 Vamos ya manos a la obra.

Sacabolas de helado

Servir el helado perfecto tiene truco, y hay que tener en cuenta muchos más aspectos de los que crees. Para empezar, es muy importante la temperatura a la que se sirve el helado.

¿A qué temperatura se sirve el helado?

Según los expertos heladeros, la temperatura a la que se deben servir los helados oscila entre los -10º y los -12º, porque hay que tener en cuenta que desde que se sirve hasta que se consume puede aumentar su temperatura. Esa será la temperatura ideal para poder utilizar el sacabolas de helado con facilidad.

¿Cómo servir los helados?

De la misma manera que el pincel es el instrumento clave de todo pintor, el sacabolas de helado lo es todo para un heladero. Las también conocidas como cucharas racionadoras nos sirven para tener una medida exacta y para que la bola de helado sea siempre homogénea y con una forma perfecta.

¿Sabías que el sacabolas fue inventado por Alfred L. Cralle en Estados Unidos en el año 1897? Lo cierto es que es una idea muy sencilla, pero también muy práctica y cómoda para servir los helados sin mancharnos y sin destrozar la presentación.

Volviendo a la técnica, es recomendable introducir el sacabolas dentro de un vaso lleno de agua tibia y meterlo dos minutos en el congelador. Esto se realiza para evitar que la bola de helado se quede pegada a la cuchara y se pueda deslizar muy fácilmente al envase o copa donde lo vayamos a servir.

Cuando ya lo tengamos listo, debemos introducir el sacabolas en la tarrina de helado unos dos centímetros, recogiendo a su vez con movimientos semicirculares la bola de helado que se vaya creando. Una vez tengas la bola hecha, debes hacer un movimiento rápido para depositarla con cuidado en las tarrinas para helados, cucuruchos o en las copas para helados.

Para servir la siguiente bola de helado, sea del mismo sabor o de otro, debemos volver a introducir el sacabolas en el vaso de agua para limpiarlo.

Como en todo, la técnica se aprende a base de practicar, así que ya sabes qué hacer estos días. Además, podrás premiarte con unas cucharas de helado 😉

¿Dónde servir los helados?

Existen varias formas de servir los helados, aunque las más comunes por su comodidad son las tarrinas, los cucuruchos o las copas. Si estás buscando ideas para servir los helados, en nuestra web te ofrecemos un amplio catálogo de Envases para servir Helados: Desde Tarrinas de Plástico para Helados, Copas para Helado y Tarrinas para Helados de Cartón, hasta Tarrinas de FOAM, que mantiene la temperatura, Cucharillas para Helados y Adornos para decorar vuestros Ice Cream.